'El problema del caballo', la escultura impresa en 3D que causa furor en la Bienal de Venecia

Redacción
Jueves, 25 Mayo 2017
'El problema del caballo', la escultura impresa en 3D que causa furor en la Bienal de Venecia - impresoras 3D

Un conjunto escultórico impreso en 3D por la artista argentina residente en Gran Bretaña Claudia Fontes  y titulada 'El problema del caballo' está causando sensación en la Bienal de Venecia 2017, que muestra las obras de 120 artistas en unos 90 pabellones.

La escultura de Claudia Fontes muestra a un gigantesco caballo blanco de cinco metros de altura cuya frente es tocada por una mujer (a la que el gran público suele confundir con una niña) con su mano derechz al tiempo que ella se cubre el rostro con la izquierda.

“Es una escultura ecuestre del siglo XIX mezcla de videojuegos, porque usé mucho software de videojuegos. Escaneamos las figuras humanas. De hecho, el chico en cuclillas es mi hijo. A partir de los escaneos originamos un archivo digital y la máquina (una impresora 3D) lo produce. En el caso del caballo, a un tamaño de cinco metros. Es impresionante, porque la precisión es absoluta. Yo le metí mano al final y modelé algunas partes. Si no meto mano, no me quedo tranquila”, ha declarado a El Español. El choque entre viejas y nuevas tecnologías también es una de las partes fuertes de la obra.

El secreto de la pieza: son las piernas de la mujer las que resisten el pesode la instalación gigante. No es el caballo, no está enganchado a ninguna parte. Es un edificio protegido por Patrimonio. Que la figura de la mujer soporte el peso es otra lectura más: el caballo no es triunfante, ni rampante, es un caballo que se quiere quitar de encima al jinete, en transición al sometimiento.

Un instante antes de ser calmado por ella. Una mujer. “Sí, es una cuestión feminista. La solución y la responsabilidad cae sobre ella”. Por cierto, la mujer no es que no quiera mirar al animal, se tapa los ojos, dice, porque es un gesto más cercano al tacto que a la visión.

Sin embargo, cuando en octubre de 2016 Claudia Fontes reveló a los medios de comunicación argentinos el proyecto que estaba realizando para la Bienal de Venecia  no se expresó en términos feministas o dejados a la libre interpretación de cada uno, sino que dijo que el caballo evocaría a los explotados durante la conquista de América.

"El caballo es el símbolo de cómo hemos fallado como especie", dijo esta artista nacida en Buenos Aires en 1964, criada en Haedo y radicada en Brighton desde 2002, durante una conferencia de prensa que ofreció en el Palacio San Martín. La acompañaban Mauricio Wainrot, director general de Asuntos Culturales de la Cancillería; Andrés Duprat, curador del envío, y el embajador Pedro Raúl Villagra Delgado.

"Va a ser una obra muy escenográfica, seguramente la más fotografiada de la Bienal. Y a mí me interesa que se hable de la Argentina", dijo Wainrot sobre el caballo blanco que ocupará casi todo el espacio. Como si estuviera atrapado en un establo, el animal se iba a mostrar escoltado por dos personajes inspirados en la pintura 'La vuelta del malón', de Ángel Della Valle, que alude a la conquista del desierto.

"El caballo suele asociarse con la virilidad del héroe. Pero acá se presentará atrapado en la sala, en una condición vulnerable. Me puse en el lugar del que no eligió estar en la conquista. El visitante tendrá la sensación de que ha entrado en una escena íntima", adelantó Fontes a La Nación. Defensora de "un modo de convivencia inclusivo, en el que nadie pierda", agregó que "lo que se está viviendo en el mundo es una gran batalla hormonal".

Claudia está sorprendida por la respuesta que ha tenido la escultura. Dice que le escriben de todas partes del mundo, personas que han pasado por la cita del arte contemporáneo más importante del año para contarle su experiencia con la obra. Explican a la artista sus interpretaciones, le felicitan por denunciar el maltrato animal, otros ven la voracidad capitalista en el caballo… Es una obra con una lectura tan cerrada que cada espectador la lee como quiere.

 

 

 

Aplicación: Arte y cultura
País: Argentina