Y otro imprime en 3D la réplica de un tumor para salvar la vista de su esposa

Redacción
Viernes, 16 Enero 2015
Y otro imprime en 3D la réplica de un tumor para salvar la vista de su esposa

Michael Balzer solicitó a los médicos que habían detectado un tumor cerebral a su esposa, sito justo detrás de su ojo izquierdo, las imágenes del mismo con el fin de salvarle la vista.

A la vista de las imágenes en dos dimensiones, que indicaban que el tumor se situaba en la base del cráneo, los médicos sólo veían una posibilidad: abrir el cráneo, extraer el órgano al completo y retirar el meningioma detectado, informa Makezine.

El problema es que esa técnica conlleva riesgos para los pacientes, que pueden terminar con sentidos como el gusto, el olor o, frecuentemente, la vista, dañados irreparables.

Michael Balzer, marido de la paciente, no se conformó con las recomendaciones para intervenirlo. Solicitó a los médicos las imágenes en dos dimensiones, se descargó el  programa de código abierto desarrollado en Brasil Invesalius, reseñado por imprimalia3D

http://www.imprimalia3d.com/noticias/2014/09/11/003109/invesalius-software-brasile-impresi-n-3d-aplicaci-n-m-dica

 

http://www.cti.gov.br/invesalius/

 

y se dedicó a convertir los cortes virtuales en una sola imagen en tres dimensiones.

Ésta aportaba datos mucho más precisossobre la localización del tumor y la fisiología del cerebro.

Este nuevo mapa en 3D concordaba con la búsqueda de cirujanos que aplicaran técnicas menos invasivas. Y así encontró el Centro Médico de la Universidad de Pittsburg (UPMC). Les envió la impresión y con esos datos se pusieron manos a la obra para intervenir a la paciente.

La operación resultó un éxito. Gracias a la aplicación de la tecnología de impresión 3D, los conocimientos de Michael y la innovación en cirugía menos invasiva, se logró erradicar alrededor del 95% del meningioma.

 Actualmente la esposa de Michael Balzer se encuentra en un estado óptimo de salud, y como se puede ver en las fotografías que el propio especialista publica sobre el proceso, es prácticamente imposible percibir que se haya sometido a intervención alguna.

Para muchos, este caso es un logro de la tecnología 3D, que verá nuevas aplicaciones prácticas en medicina a pesar de las reticencias. Para Michael, según sus palabras, “si no hubiera sido por el equipo del UPMC y su investigación entécnicas mínimamente invasivas, esto no habría podido tener un final feliz”. Sea como sea, se descubren nuevas facetas de esta tecnología prácticamente a diario, y este es un caso con final feliz que potencia su aplicación concretamente en medicina.

Para ello fue determinante el modelo físico a escala del cráneo y el tumor, que realizó en su propia casa utilizando una impresora 3D de las muchas que se pueden encontrar en el mercado:

https://sketchfab.com/models/f77c90c872a84920964600687c2fcb05

Balzer demostraba así no sólo que esta técnica de impresión está llamada a convertirse en un arma más del arsenal con el que ya cuentan los cirujanos, sino que además demostraba que el uso de herramientas libres y equipamiento ya disponible en el mercado rebajarán los costes de muchos procesos (no sólo médicos) en los próximos años.

Etiquetado como: tumor, vista, medicina, salud
Aplicación: Medicina