HP enfocará las impresoras 3D que diseñe en Barcelona al mercado profesional

Redacción
Jueves, 11 Septiembre 2014

Ramón Pastor, responsable mundial de la nueva división de impresión 3D de HP, ha declarado al suplemento económico de El País que la multinacional de Palo Alto (Estados Unidos) decidió entrar en el sector justo después de que los responsables del centro de I+D de Impresoras de Gran Formato de Sant Cugat del Vallés (Barcelona), liderado por Ramón Pastor como responsable mundial de la división, viajarán a la sede de la compañía para presentar su propio producto, totalmente desarrollado en España.

"Fuimos capaces de presentar una impresora 3D capaz de fabricar una pieza en metal o plástico -ha afirmado- a mucha mayor velocidad que las máquinas existentes y con niveles de perfección también superiores. Todo un salto en productividad, ya que las impresoras 3D actuales pueden tardar hasta 20 ó 30 horas en completar algunas piezas, lo que las hace poco efectivas".

Tras esta demostración, la consejera delegada de la compañía, Meg Whitman, anunció el pasado mes de abril de 2014 la decisión de entrar en el sector. Ramón Pastor será el responsable de liderar el nuevo centro, por lo que a partir de ahora todos los modelos de estas nuevas máquinas se diseñarán y se desarrollarán en España para ser fabricados posteriormente en las plantas de producción y ensamblaje de Asia.

Pastor y sus colegas, según El País, se beneficiaron del hecho de que en Sant Cugat (Barcelona) está, desde hace muchos años, el mayor centro de innovación de HP fuera de Estados Unidos con más de 400 ingenieros. Según el máximo responsable del centro, para dar servicio a la nueva actividad de innovación han empezado a incrementar la plantilla "significativamente".

HP impresión 3D

En la compañía están convencidos de que la presencia en Cataluña del gran núcleo mundial de I+D en impresoras 3D impulsará la aparición de decenas de 'start ups' de hardware, "algo, de momento, poco habitual".

La decisión de HP de quedarse en Barcelona no fue automática. Pese a que Sant Cugat concibió el nuevo producto y presentó un proyecto de negocio, eso no impidió que tuviera que competir con otras sedes de la compañía, también interesadas en el negocio, en especial Singapur y algún campus de Estados Unidos.

De momento, el nuevo centro se ubicará en las actuales instalaciones del centro de Impresoras de Gran Formato, donde se concibieron las nuevas máquinas 3D, pero se irá desgajando poco a poco. Ramón Pastor no descarta construir un nuevo edificio para esta actividad.

El director de la división considera que la impresión 3D tiene un gran futuro. Estas impresoras, que estarán enfocadas al mercado de empresas, permitirán producir series cortas de objetos, piezas y conjuntos a precios bastante aceptables, que se irán reduciendo en los próximos años.

Se calcula que el mercado de impresión 3D, valorado ahora en 2.500 millones de dólares a escala global, crecerá a tasas del 20% anual para alcanzar los 12.000 millones de dólares en el 2011, aunque según Pastor ésta es una impresión muy conservadora, ya que "algunos dan cifras dos o tres veces superiores".

Etiquetado como: HP, Barcelona, Sant Cugat, Ramón Pastor
Aplicación: Tecnología
País: España