Turbo de geometría variable impreso en 3D

Redacción
Sábado, 07 Junio 2014

Algunos fabricantes de automóviles ya usan la impresión 3D. La marca escandinava de coches deportivos Koenigsegg utiliza partes pequeñas impresas en 3D para su híper auto One:1, incluyendo el mofle de titanio y los turbocargadores que de otra manera tendrían que haber sido fundidos o hechos de múltiples componentes. El proceso 3D evita las fallas de producción o las uniones que podrían debilitarse con el tiempo.

coche impresión 3D

En su canal de Youtube, denominado Inside Koenigsegg, el dueño de la firma, Christian Koenigsegg, abre las puertas de sus instalaciones y muestra cómo utiliza la impresión 3D para prototipar de una manera rápida multitud de mecanismos y piezas que de otro manera tardarían muchas más horas en producir, minimizando el tiempo dedicado a modelar durante el proceso de diseño y desarrollo del modelo.

 

 

 

 

 

 

 

Etiquetado como: coche, automóvil, Automoción, Koenigsegg
Aplicación: Automoción, Industria